Thanksgiving, Black Friday, Halloween… Los americanos son expertos en poner de moda conceptos y momentos. Y más allá de todos estos conocidos eventos, una de las costumbres americanas que estamos acogiendo también en el viejo continente son los Baby Showers. Al fin y al cabo, una nueva excusa para reunir amigas y pasar un rato divertido comiendo, bebiendo y riendo.

 

jjjj
Los cupcakes: un must en los Baby Shower

 

Este fin de semana Marina ha tenido su Baby Shower por el inminente nacimiento de su hija Alejandra y, como es sabido por todos, una parte importante dentro de estos eventos son los regalos, que normalmente son para el bebé pero que de vez en cuando le cae algo a la madre :)

Desde decoración para la habitación del bebé hasta bonitas cestas formadas por cosas muy prácticas como pañales, biberones y chupetes, los regalos para los Baby Shower pueden abarcar un gran abanico de posibilidades. En este caso, se quiso apostar por regalos especiales y personalizados.

 

Para morir de amor
Para morir de amor

 

Alejandra podrá disfrutar de una ropita preciosa hecha a mano y Marina podrá lucir una medalla con la inicial de su hija. La diseñadora @tanucevallos de la marca @weareknitters tejió una rebeca, un gorrito y unos patucos que no pueden ser más bonitos: una lana muy suave y un diseño clásico pero especial, personalizado con toques de color. Y para continuar con el handmade, una joya de eme jewels por supuesto hecha a mano: una medalla de plata bañada en oro amarillo y con acabado mate, grabada con la A de Alejandra en tipografía muy limpia y sencilla. Regalos únicos que salen del corazón :)

Otros posts que te pueden interesar

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail